El retorno de Mel Gibson

La pasada semana llegaba a nuestras pantallas “Hasta el último hombre” la esperada última película como director de Mel Gibson, en este caso la quinta tras: El hombre sin rostro, Braveheart, La pasión de Cristo y Apocalypto. Además de ello la película venía aclamada tanto por la crítica como por la taquilla americana.

La cinta nos muestra a modo de biopic la historia de Desmond Doss, un joven que se convirtió en el primer objetor de conciencia en la historia estadounidense en recibir la Medalla de Honor del Congreso. La película se divide claramente en tres partes: una primera donde nos presentan al protagonista junto con su familia, amores y vivencias, la parte intermedia que trata el entrenamiento militar (al estilo La chaqueta metálica), y por la última que nos muestra la toma de Okinawa (la mejor parte) por las tropas estadounidenses en una batalla que recuerda mucho al desembarco de Normandía de Salvar al soldado Ryan

hasta-el-ultimo-hombre-haltermag

Respecto a las actuaciones el protagonismo recae exclusivamente sobre Andrew Garfield que se confirma como instalado ya en el Olimpo de los actores de Hollywood, a mí personalmente sigue sin convencerme, me deja bastante frío. Por contrario destacan Vince Vaughn dejándose por una vez de estúpidas películas y Hugo Weaving (V de Vendetta, Matrix), un actor que siempre cumple muy bien y que por desgracia apenas se prodiga.

El film también tiene unos aspectos negativos a destacar y especialmente es el tufo patriotero que hace que veamos en algunos momentos a Desmon como el siguiente personaje mártir a crucificar. Haciendo en algún punto la película muy del gusto del señor Trump.

En conclusión el último trabajo del señor Gibson se deja ver como entretenimiento, especialmente si te gustan las películas bélicas y poquito más, eso si el director continua (y no sé muy bien el porqué) con su camino hacia director de culto.

¿Te ha gustado?

Introduce tu correo electrónico y recibe todas las semanas artículos como el que has leído

¡Te has suscrito con éxito!

Leave a Reply